Documento de inteligencia estadounidense filtrado afirma que Serbia acordó armar a Ucrania

elInternacionalista
5 Min Read

Serbia, el único país de Europa que se ha negado a sancionar a Rusia por su invasión de Ucrania, acordó suministrar armas a Kiev o ya las envió, según un documento clasificado del Pentágono.

El documento, un resumen de las respuestas de los gobiernos europeos a las solicitudes de Ucrania de entrenamiento militar y “ayuda letal” o armas, se encontraba entre docenas de documentos clasificados publicados en línea en las últimas semanas en lo que podría ser la filtración de secretos estadounidenses más grave en años.

Titulado “Europa|Respuesta al conflicto actual entre Rusia y Ucrania”, el documento en forma de gráfico enumera las “posiciones evaluadas” de 38 gobiernos europeos en respuesta a las solicitudes de asistencia militar de Ucrania.

El gráfico mostró que Serbia se negó a proporcionar entrenamiento a las fuerzas ucranianas, pero se comprometió a enviar ayuda letal o ya la había proporcionado. También dijo que Serbia tenía la voluntad política y la capacidad militar para proporcionar armas a Ucrania en el futuro.

El documento está marcado como Secreto y NOFORN, lo que prohíbe su distribución a los servicios de inteligencia y militares extranjeros. Está fechado el 2 de marzo y tiene grabado el sello de la oficina del Estado Mayor Conjunto.

Reuters no pudo verificar de forma independiente la autenticidad del documento.

La oficina del presidente serbio Aleksandar Vucic y la embajada de Ucrania no respondieron de inmediato a una solicitud de comentarios.

El Pentágono tampoco respondió de inmediato a las preguntas de Reuters sobre la referencia del documento a Serbia y anteriormente se negó a comentar sobre cualquiera de los documentos filtrados.

El gobierno de Vucic se ha declarado neutral en la guerra de Ucrania, a pesar de los profundos lazos históricos, económicos y culturales del país con Rusia.

“Si este documento es exacto, muestra la duplicidad de Vucic frente a Rusia o está bajo una enorme presión de Washington para entregar armas a Ucrania”, dijo Janusz Bugajski, un experto en Europa del Este de la Fundación Jamestown, un instituto de política exterior.

El Departamento de Justicia está investigando la filtración, mientras que el Pentágono evalúa el daño causado a la seguridad nacional de Estados Unidos.

El gráfico del Pentágono dividió las respuestas a las solicitudes de ayuda de Ucrania en cuatro categorías: países que se habían comprometido a proporcionar entrenamiento y ayuda letal; países que ya habían proporcionado entrenamiento, ayuda letal o ambos; países con la capacidad militar y la voluntad política “para proporcionar ayuda letal en el futuro”.

Austria y Malta fueron los únicos dos países marcados con “No” en las cuatro categorías.

La divulgación del gráfico se produce poco más de un mes después de que los documentos publicados en un canal pro-Rusia en la aplicación de mensajería global Telegram supuestamente mostraran el envío de un fabricante de armas serbio de cohetes tierra-tierra Grad de 122 mm a Kiev en noviembre. Los documentos incluían un manifiesto de envío y un certificado de usuario final del gobierno de Ucrania.

Moscú dijo en marzo que había pedido a Belgrado una explicación oficial de las supuestas entregas, dijo la portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de Rusia, Maria Zakharova, citada por la agencia estatal de noticias TASS.

El fabricante de armas Krusik Corp. de Valjevo negó haber proporcionado cohetes u otras armas a Ucrania. Vucic calificó las acusaciones como “una mentira notoria”.

“No exportamos armas ni municiones a Rusia o Ucrania”, dijo durante una visita a Qatar el 5 de marzo.

Reuters no pudo confirmar de forma independiente la autenticidad de la documentación del envío publicada en Telegram.

Desde que comenzó la guerra en febrero del año pasado, Vucic ha tratado de equilibrar los lazos estrechos con Moscú con su objetivo de unirse a la Unión Europea.

Pero Serbia es el único que se resiste entre los 44 países de Europa a imponer sanciones a Rusia.

Reuters

Share This Article
Leave a comment